Discriminación y acoso en redes sociales afectan más a mujeres y adolescentes

Las redes sociales en internet pueden servir como un espacio para las interacciones negativas como el acoso, el hostigamiento y la discriminación, de acuerdo con un reciente estudio de la OCDE. Estas problemáticas se han incrementado de manera importante en gran parte por las facilidades que brinda internet para actuar bajo anonimato o con ausencia de castigos.

De acuerdo con el estudio How’s Life in Digital Age?, realizado por la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos), la violencia virtual afecta de manera significativamente más pronunciada a mujeres y adolescentes, dos grupos vulnerables.

Alrededor del 9% de la población de 15 años en los países de la OCDE, organización a la que pertenece México, reporta haber sido ciberacosada al menos una vez en su vida. Considerando el género el 12% de la población femenina se ha encontrado en esta situación mientras de los hombres sólo el 6 por ciento.

Los impactos causados en la vida de las víctimas también son más pronunciados para los grupos vulnerables. Siguiendo el estudio, las agresiones virtuales pueden deteriorar de manera importante el desarrollo social de las víctimas e incluso dañar su salud mental y bienestar subjetivo, en algunos casos hasta provocar el suicidio.

Las mujeres son más propensas a ser víctimas de este tipo de violencia en casi todos los países miembros. La violencia digital sólo es menor para los hombres en Dinamarca, Israel y Espala.

Estas problemáticas no varían significativamente entre países desarrollados o subdesarrollados. Entre 2014 y 2017 se estudiaron en Reino Unido 19 millones de mensajes en la red social Twitter (tuits) de los cuales al menos 5 millones se identificaron como misóginos.

De acuerdo con How’s Life in Digital Age?, las agresiones virtuales pueden ser muy duras para las víctimas debido a que el alcance de la violencia es mayor en el entorno digital y en la mayoría de las situaciones no se tiene manera de ejercer efectivamente una denuncia contra los agresores, aun cuando se conozca su identidad.

La batalla para frenar las agresiones digitales presenta otra problemática que es la dificultad para medirla o identificarla. Las plataformas virtuales y las redes sociales no siempre proveen de cifras o información oportuna para conocer los patrones de interacción de los usuarios.

La violencia virtual en México

En México las víctimas de ciberacoso ascienden a 17% de la población usuaria de internet, de acuerdo con la OCDE, lo que significa que al menos 2 de cada 10 personas activas han sufrido algún tipo de violencia por medio de internet.

Las agresiones más comunes que reciben los mexicanos en la vida virtual son mensajes y llamadas ofensivas, el contacto de alguna cuenta falsa y especialmente para las mujeres el acoso y hostigamiento sexuales.

Así como en el resto de los países de la OCDE, en México los usuarios de internet más jóvenes presentan las tasas más altas de acoso, hostigamiento o discriminación digital.

Pese a las dificultades que se presentan en la medición y control de estas problemáticas, las políticas deben orientarse a fomentar una cultura de uso adecuado de las tecnologías además de formar marcos y protocolos oficiales para reportar y sancionar este tipo de violencia.

Toda la información e imágenes son de El Economista.
Link original: https://www.eleconomista.com.mx

Print Friendly, PDF & Email
No Comments Yet

Comments are closed